9/10/13

Why I love/hate the sixties


Inspiration:

"1960s, geometric dresses, futurism à la Stanley Kubrick, David Bailey, Twiggy Lawson, Peggy Moffit, Jean Shrimpton, Donyale Luna, Penelope Tree, petite robe noir, Catherine Deneuve in Belle de Jour, colour blocks, Yves Saint Laurent, 1960s vs. 1950s"











Mango dress, H&M shirt, Mango necklace, Mango bracelet, Camper shoes

Aparcamos los trajes color tabaco y la bisutería de señora (véase último post) para poner un poco de años sesenta en nuestras vidas, para variar.

Tras no demasiado tiempo estudiando la estética de los sesenta y comparándola con la de los cincuenta, he llegado a la conclusión de que ninguna de las dos es lo que aparenta. Siempre nos han presentado la moda de los alocados sesenta en ese contexto juvenil, amigable, divertido e inocente muy irresistible a primera vista. Pero, seamos sinceros, ¿a quién (que no se llame Twiggy  o Donyale Luna, por favor) le quedan bien esos vestidos geométricos? Y digo esto muy a mi pesar, porque siempre me han encantado las formas cuadriculadas y futuristas sesenteras, pero pocas veces he visto a alguien apostar seriamente por esta tendencia en los tiempos recientes, y mucho menos haciéndolo con la mitad de la gracilidad de la mencionada Twiggy (las piernecillas de Twiggy fueron la semilla de una epidemia histórica de frustración para muchas mujeres en el mundo occidental, pero mejor que no nos metamos en aguas pantanosas). En cambio, la moda de los cincuenta tiene ese aura más sobria, misteriosa, ajustada y algo esnob, pero, curiosamente, creo que es bastante más accesible y favorecedora (algún día debería profundizar en esta teoría).

Para el outfit de hoy tenía clarísimo que nada podía eclipsar a este fabuloso collar súper futurista y excéntrico. Este también fue un hallazgo de mi madre en una de sus expediciones en solitario, y cuando me lo enseñó me encantó, pero no tenía ni idea de qué hacer con él. Hasta que un día tuve una de esas visiones fashionistas en la que aparecía Catherine Deneuve en plan psicodélico con el icónico vestido negro del cuello y los puños de camisa de Yves Saint Laurent que lució en Belle de Jour (aparece justo al final del video)



Y nada, un poco de ahuecado y unos ojos con pestañas dramáticas à la Penelope Tree y a correr.

Siempre es un placer veros por aquí. Recordad; ¡dejad que vuestro estilo hable por vosotros!

Image and video hosting by TinyPic